The Portrait of Dreams

Valerie Blaise

Mi creatividad innata se ha convertido ahora en mi trabajo, y hoy el recuerdo más personal de mi infancia da nombre a mi empresa.

1. Bio

Diseñadora autodidacta, fundadora de la marca Vavvoune, fabrica bolsos y complementos de cuero. Su proyecto empresarial combina un enfoque responsable en el uso de materiales y la búsqueda de estándares muy altos: todas sus creaciones están hechas con las pieles abandonadas por las marcas de ultralujo de la moda italiana. Esto se combina con el diseño y la implementación, encomendados a equipos de mujeres y pequeñas artesanas del distrito de la moda de la ciudad de Nueva York, para promover a las microempresarias locales.

2. El poder de un sueño

A veces aprendemos a reconocer nuestro sueño en medio del flujo de nuestra vida. De pequeña no tenía ningún sueño en concreto, pero hay dos cosas que entendí muy bien cuando mi familia se mudó de Haití a Boston: había recuerdos que nunca dejaría morir por motivo alguno, y que la creatividad es una excelente vía de desahogo. Vavvoune es mi recuerdo más querido de la infancia, así me llamaban en la isla. Una palabra puede contener todo un universo. Hoy es el nombre de mi marca, que produce cosas que yo creo, con mi visión del mundo, junto a mi pequeña comunidad artesanal. Es mi nueva isla, donde esa niña me deja como regalos unos ojos bien abiertos para observar y dar la bienvenida al mundo.

3. Mi viaje hacia la belleza real

Cuando llegué a Boston a los 9 años, al principio pensé que solo estábamos de visita. Cuando me di cuenta de que era definitivo, tuve que aprender una forma completamente nueva de vivir. Boston estaba bien, pero me encantaba la vida en la isla. Fue todo un shock, pero mi curiosidad me salvó. En ese proceso aprendí el atractivo de confrontar la propia individualidad con nuevos puntos de vista. Como una especie de gran desafío, donde absorbes toneladas de información nueva y encuentras formas de adaptarla a tu personalidad. Como dar nueva vida a los retazos de cuero desechados por el sistema u optar por una pequeña y lenta producción en un mundo cada vez más frenético.

4. Lo que he aprendido y no olvidaré

A veces la vida te desafía con un giro de 360°, y el mayor poder que tenemos es aprender que podemos romper todas las etiquetas sin renunciar a nuestra identidad. Tener el coraje de soltar lo que ya no está y mirar a nuestro alrededor con la mente abierta. Esta es la mayor belleza que he aprendido a amar y a proteger: seguir absorbiendo cada estímulo cultural diferente a mi origen y, al mismo tiempo, no perder nunca el contacto con lo que me hace única. Mi sueño para las mujeres es aprender a trabajar en equipo, apoyándonos mutuamente para permitir que nuestros sueños florezcan.

También podría gustarte


13 febrero 2024

Isaura Quevedo

Periodista @CNN Portugal, Portugal

Leer más

6 febrero 2024

Angeles Almuna

La vida real no es perfección

Leer más

30 enero 2024

Julia Moreno

Salvaje, tras la oscuridad

Leer más